La donación de órganos salva muchas vidas cada año. Más de 8000 enfermos recuperan la salud cada año en España gracias a tratamientos con trasplantes. Sin embargo, la realidad es que las listas de espera para recibir órganos y tejidos seguirán creciendo sino se logra aumentar el número de donaciones. La única forma de resolver este problema es ser donante de órganos y animar a otros nuestros conocidos a que también lo sean: cuantos más donantes existan, mayor será el número de vidas que podrán salvarse.Aunque lo primordial es que los familiares conozcan la voluntad del fallecido, existe la tarjeta de donante, un documento que se solicita y formaliza en vida y en el que se declara la voluntad de que se proceda a la donación de órganos y tejidos tras la muerte. Este documento no es imprescindible en España para ser donante, si bien algunas personas lo consideran útil y desean llevarlo como un compromiso adicional a su decidida voluntad de donación.No obstante, la posesión de un carné de donante no obvia que la familia conozca nuestro firme deseo de donación. Ellos siempre serán informados y consultados respecto a la donación por los médicos del hospital que atendieron al fallecido tras la enfermedad o accidente y podrán refrendar esa voluntad de donación expresada formalmente tiempo atrás.La tarjeta de donante se puede conseguir en instituciones públicas como Consejerías de Salud, Coordinaciones hospitalarias de trasplante, Servicio de Información al usuario de hospitales y Centros de Salud, Organización Nacional de Trasplantes, o privadas como asociaciones de enfermos renales y de trasplantados de hígado, corazón o riñón.CONSIGUE TU TARJETA DE DONANTE LLAMANDO AL 964 22 83 63 O AL CORREO ELECTRÓNICO ALCER@ALCERCASTALIA.ORG